Archivo de la categoría: General

Frente al paro del 30: un paro de trabajadores y trabajadoras

En estos días, distintos sectores del movimiento obrero organizado encabezados por camioneros, bancarios, el Frente Sindical por el Modelo Nacional (FSMN), la Corriente Federal de los Trabajadores (CFT), regionales de la CGT, las dos CTAs, la Multisectorial 21F, entre otros, convocaron a un paro general para el 30 de abril contra la política económica del gobierno neoliberal de Macri y el FMI bajo la consigna: “NO NOS QUEDA OTRO CAMINO. PLAN DE LUCHA. PARO GENERAL. LA POLITICA ECONOMICA DEBE CAMBIAR”. – Por Maximiliano Arecco (trabajador en la Química Praxair -Pacheco)

A 110 AÑOS DE LA SEMANA ROJA DE 1909

Como un guiño de la historia, la semana del paro convocado por estos sectores del movimiento obrero coincide con el aniversario de los 110 años de la huelga de 1909 que derivó en una gran revuelta obrera y popular conocida como la Semana Roja.

En ese entonces, los trabajadores, en su mayoría extranjeros, estaban nucleados en la FORA (Anarquistas) y la UGT (Socialistas y Sindicalistas Revolucionarios). Por diferencias ideológicas y políticas, estas corrientes habían convocado a actos por separado por el 1ero de Mayo y para denunciar las condiciones de trabajo, el hacinamiento en los conventillos, la falta de libertades democráticas y la represión permanente.

Mientras transcurría la concentración de la FORA el sábado 1 en la Plaza Lorea, la policía, a cargo del coronel Ramón Falcón, montó una provocación y desató una cacería que dejó como saldo ocho trabajadores asesinados, un centenar de heridos, más de ciento cincuenta detenidos y la clausura de locales sindicales y políticos.

A pesar de las diferencias entre socialistas, sindicalistas revolucionarios y anarquistas, inmediatamente sucedida la represión, las dos centrales sindicales (FORA y UGT) junto a muchos sindicatos autónomos, llamaron a la huelga general a partir del lunes 3 contra la represión, por la libertad de los presos y la reapertura de los locales obreros que habían sido clausurados por la policía.

La huelga general duró una semana, con manifestaciones callejeras, piquetes, actos, revueltas y choques con la policía en distintos puntos de Buenos Aires y las principales capitales del país. El martes 4, alrededor de 300 mil personas acompañaron el sepelio de los asesinados hasta el cementerio de la Chacharita. El sábado 8, según información consignada por los investigadores Julio Frydenberg y Miguel Ruffo, representantes del gobierno entraron en contacto con miembros del Comité de Huelga, solicitando que finalice el paro y cediendo ante las reivindicaciones de los huelguistas. El domingo 9 se realizó una asamblea de los gremios en lucha y se decidió levantar la huelga.

La fuerza, la convicción, el coraje y heroísmo de los trabajadores obligaron al gobierno de José Figueroa Alcorta a reunirse con las centrales sindicales, liberar a los presos y reabrir los locales sindicales y políticos clausurados.

Como reconoce el historiador Diego Ceruso, aquella fue una de las primeras veces en la que el gobierno se sentó a negociar con los representantes obreros y cedió ante sus reclamos. Lógicamente esto sucedió por la firmeza de la huelga y la movilización de los trabajadores en las calles.

Esta firmeza y determinación unitaria en la lucha de los obreros fue un ejemplo, a pesar de las diferencias políticas e ideológicas entre los sectores mayoritarios de esa época en el movimiento obrero (Anarquistas, Socialistas y Sindicalistas Revolucionarios), y marcó para el futuro la necesidad e importancia de la lucha, la solidaridad y la unidad de los/as trabajadores/as.

Tuvieron que pasar varios años más para la concreción de la necesaria solidaridad y unidad de los/as trabajadores/as y luego vendrán tiempos de unidad pero también de nuevas crisis, pero esas jornadas de 1909 dejaron una huella que, hoy a 110 años, en tiempos de gobiernos neoliberales con políticas represivas y antiobreras debemos recordar y tener presente.

LA POLITICA ECONOMICA DEBE CAMBIAR

El plan económico neoliberal aplicado por Macri y el FMI es la profundización del plan iniciado por el golpe cívico-militar-eclesiástico-patronal de 1976.

En los tres años que lleva el gobierno de Macri los índices económicos e industriales retrocedieron a paso firme. Actualmente, el uso de la capacidad instalada de la industria está en un piso solo comparable con el de la crisis 2001-2002; el desempleo llegó a dos millones de personas y se calcula que cierran entre 25 y 30 PyMES por día. El Salario Mínimo Vital y Móvil (SMVM) pasó de u$s580 a finales del 2015 a los actuales u$s288. Durante el último año se perdieron más de 400 mil puestos de trabajo y miles de trabajadores/as sufren suspensiones a diario. En las últimas semanas, a modo de ejemplo, se quedaron en la calle 600 trabajadores/as de Metalpar, 400 de Ersa, 120 de Tecnosport, 150 de Tsu, 100 de Hilados Platex, entre muchos más. De forma paralela, también aumenta el subempleo, el empleo informal e ilegal y el trabajo precario. A su vez, no son pocas las patronales que aprovechan la crisis para reducir costos y eliminar comisiones internas combativas y activistas de base, presentando falsos preventivos de crisis (PPC) como en FATE, Coca Cola Femsa, Laboratorio Craveri, Elea, Carrefour, Molinos Rio de la Plata, etc.

Este contexto de cierre de fábricas, despidos y suspensiones genera un “ambiente ideal” para el empeoramiento de las condiciones de trabajo ocasionando un aumento alarmante en las muertes laborales que llega al escalofriante numero, ocultado por los medios de comunicación hegemónicos, de 400 trabajadores/as al año, según el espacio intersindical Basta de Asesinatos Laborales.

Sumado a estos datos, aumentan la represión y las detenciones de activistas y luchadores/as sociales con un claro carácter disciplinador y aleccionador contra quienes protestan. En los últimos días se detuvo a los delegados del laboratorio Craveri por reclamar contra el falso PPC y los despidos. En La Plata detuvieron a cuatro choferes de la Línea Este, por un conflicto de condiciones de trabajo desarrollado entre 2016 y 2017, y hasta el día de la fecha continúan privados de su libertad.

LA UNIDAD ES EL CAMINO

Mientras tanto, la conducción de la CGT es de las más cuestionadas de la historia de esta central obrera. A pesar de ello, o como un primer gesto de reacción, seria acertado que revea su actitud, se sume a la convocatoria y llame también al paro general junto a la mayoría de los/as trabajadores/as del país.

Más allá de lo que haga la conducción de la CGT, ese día hay que parar con los sindicatos, centrales y corrientes sindicales que ya se comprometieron con la huelga (camioneros, subte, bancarios, aeronáuticos, metalmecánicos, aceiteros, las CTAs, las regionales de la CGT, señaleros, curtidores, estatales, docentes, gráficos, canillitas), y desde las bases y auto-organizados/as en aquellos lugares de trabajo en los que las conducciones gremiales no convoquen a la medida de fuerza.

Ese día tenemos que parar de forma unitaria como paraban los/as trabajadores/as de principios del Siglo XX. Como pararon los/as trabajadores/as el 17 de octubre de 1945 mientras la CGT decidía parar el 18. Hay que parar como lo hacen las mujeres cada 8 de marzo dando una muestra de coraje, dignidad y unidad.

Hay que parar por los y las millones de trabajadores/as que no pueden parar porque se quedaron sin trabajo.

Hay que parar contra la pobreza, la desocupación, el trabajo precario e ilegal, la reforma laboral, el cierre de fábricas, las muertes laborales, los falsos PPC, la judicialización de la protesta, en defensa de los y las jubilados/as, la educación y la salud pública.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Debate, Exclusivos web, General, Históricas, Sindicales

Crece el apoyo a la campaña contra el cierre de ramales en la Línea 60

Usuarios de la emblemática Línea 60, junto con vecinos y organizaciones sindicales y políticas, realizan una campaña en contra del cierre de 12 ramales y el recorte de recorridos. El próximo viernes, desde las 10 horas, realizarán una movilización para presentar las impugnaciones. Por ANRed.

El lunes pasado se realizó una nueva reunión de usuarios y trabajadores de la Línea 60 en el SUTEBA Tigre, en Pacheco. La misma contó con referentes de las principales fábricas de la zona norte y con usuarios que se verán afectados con la modificación y el recorte de las trazas en la Línea 60.

El fin de semana, los choferes de la 60 realizaron una juntada de firmas en el centro de Tigre. Con megáfonos y volantes, adviertieron que el edicto publicado en el Boletín Oficial atenta contra el servicio público de transporte de las y los vecinos de las barriadas más humildes de la zona.

Además, pusieron enfasis en que dicha medida obligaría a las y los pasajeros a abonar dos boletos en lugar de uno, dado que los recorridos de Capital llegarían hasta San Isidro y los procedentes de la zona norte se detendrian en la estación Barrancas de Belgrano. Por lo que, para realizar el mismo trayecto, sería necesario tomar dos colectivos en lugar de uno.

Las adhesiones en favor de la pelea de los choferes, que a su vez denuncian que correrían riesgo cientos de puestos de trabajo, no se limita a las y los usuarios. Varias organizaciones sindicales han expresado que contribuirán con su firma para presentar la impugnación, cómo: los Suteba Tigre y Escobar, la Sicop Pacheco y San Fernando, el FOL, la Biblioteca 20 de diciembre, el bachillerato Raíces y la Comisión de familiares de Ana María Martínez, entre otros.

En la reunión realizada en el SUTEBA Tigre se acordó presentar las impugnaciones de las y los usuarios en el marco de una marcha a la Subsecretaría de Transporte. La misma se realizará el próximo viernes 5 de abril, desde las 10 horas, en Corrientes y Maipú; desde donde se movilizarán hacia las puertas de la cartera de transporte: Maipú 252, CABA.

Deja un comentario

Archivado bajo Exclusivos web, General, Sindicales, Transporte

Salió El Roble N° 130 – Abril: “El ajuste no para”

Tapa

A comienzos de este año nos preguntábamos si por ser el 2019 un año electoral, la economía iba a estar más calma, el dólar se iba a mantener estable o el ajuste iba a ser un poco más suave. No hay que pensar demasiado para darse cuenta que la respuesta es no. Las cosas no están calmas y lo vemos todos los días cuando pagamos el colectivo o tren, cuando vamos a comprar para la comida, en cada conversación en el trabajo o en el barrio. Nos quejamos, puteamos al gobierno, al FMI, a los sindicatos que no hacen nada. Pero, qué más vamos a hacer? No alcanza con quejarnos y sacarnos la bronca con quien tenemos delante.

La inflación para el mes de marzo se estima en 4%, el dólar coquetea con llegar a 45. Según la CTA autónoma, quien toma datos del INDEC, la mitad de lxs trabajadorxs, en diciembre de 2018 ganaba menos de 15 mil pesos y en ese momento para no ser pobre se necesitaban 25.500 pesos (recordemos que hoy el salario mínimo no llega ni a la mitad de esta cifra). Tampoco hay que pensar mucho para decir que en diciembre estábamos muy mal y ahora estamos peor.

Y entonces, qué hacemos? Cómo organizarnos para no perder el trabajo y no quedar debajo de la inflación es algo que desde El Roble, pensamos cada día e intentamos discutir con cada compañerx que lee este periódico.

Nuestro pueblo ha sabido salir a la calle, y mucho. Este año, a 43 años del golpe cívico militar eclesiástico, fuimos miles de nuevo en Plaza de Mayo y desde el encuentro Memoria Verdad y Justicia no solo se propuso la memoria del pasado sino la crítica constante al presente. Dos semanas antes, el 8 también salimos, en el marco del Paro internacional de mujeres y disidencias sexuales, y también fuimos miles. Sin embargo, nos está costando unificarnos en los conflictos laborales. No logramos brindar la solidaridad que cada lucha merece, para cumplir con esa idea que dice “golpear con un solo puño”.  En parte, esto se dificulta por las dirigencias de las centrales sindicales, que están bastante lejos de estos objetivos y en parte también porque no llegamos a divisar la gravedad de la situación, pasarles por encima y elegir nuevos dirigentes.

Lo fundamental: unidad para la lucha

El mes pasado decíamos (y decimos) que Cofco, ex Nidera (la aceitera de capitales chinos) y FATE (empresa de neumáticos con una federación recuperada) eran dos empresas a las que teníamos que prestarle mucha atención porque marcan un camino para lxs trabajadorxs ya que, cada una con sus particularidades, nos muestra las formas organizativas que tenemos que darnos para defender nuestros intereses. En asambleas han decidido qué pasos seguir. El contexto es duro pero solo con la unidad y el respeto a las decisiones democráticas (es decir, en asamblea donde todo se plantea, debate y decide por el voto mayoritario ejerciendo la democracia de nuestra clase) podremos ir avanzando en la defensa de nuestros intereses, que siempre van a ser contrarios a los de los empresarios.

Por eso, junto a las luchas en lugares de trabajo, es fundamental poder discutir con cada compañerx que esa situación particular forma parte de un contexto general y de un sistema político que durante decenas de años nos ha privado de nuestra capacidad de decidir. Somos quienes trabajamos y construimos todo lo que existe y sin embargo son los empresarios quienes se apropian de las ganancias. Somos quienes sufrimos todas las políticas gubernamentales y sin embargo no gobernamos. Somos quienes votamos pero nunca dirigimos nuestro propio futuro.

Por eso, desde estas páginas llamamos a levantarnos contra todas las injusticias, llamamos al debate, la reflexión, el estudio crítico y la organización para construir un mundo sin explotación ni opresiones de ningún tipo.

Descargar PDF desde acá.

Equipo de El Roble.

Deja un comentario

Archivado bajo Editoriales, General, Versión Papel

Condiciones laborales: reunión abierta contra los asesinatos laborales

La comisión abierta Basta de Asesinatos Laborales convoca a una reunión abierta este 29 marzo 2019 a las 18 hs. en Ademys (Solís 823). Difundimos la gacetilla de prensa.REUNIÓN de BASTA DE ASESINATOS LABORALES.Convocamos a familiares, compañeras/os, trabajadoras/os a nuestra reunión abierta para coordinar y organizar nuestras luchas contra el empeoramiento de las condiciones laborales a las que nos someten las patronales -para maximizar sus ganancias- junto a la burocracia sindical y sus gobiernos cómplices.
Para lograr la justicia y frenar los asesinatos en los puestos de trabajo.
Para enfrentar la precarización masiva, la intensificación del ritmo laboral y el descuido sistemático en materia de seguridad e higiene implicados en la reforma laboral de Macri y el PJ necesitamos organizarnos desde los lugares de trabajo hacia una organización independiente, antiburocrática y combativa.- Justicia para David, Diego, Richard, Mechi y todos los compañeros muertos en sus puestos de trabajo.
– Que las patronales destinen los fondos para seguridad e higiene y se extremen las medidas para cuidar la vida de los trabajadores
– Basta del sistema de auto-control entre empresas. Por un sistema de PREVENCIÓN de la salud controlado por las/os trabajadoras/es.
– No a la baja de los derechos ganados en los convenios. Por mejores condiciones de salud y seguridad en los convenios.
– Contra la reforma laboral a la medida de los intereses patronales.#BastaDeAsesinatosLaboraleshttps://www.facebook.com/bastadeasesinatoslaborales/photos/a.1725683027748431/2208035896179806/?type=3&theater

Deja un comentario

Archivado bajo Gacetillas de Prensa, General, Salud, Sindicales