Archivo de la categoría: Sindicales

Basta de Asesinatos Laborales: un trabajador de Coto lucha por su vida tras caer al vacío

coto

Matías, de 19 años y padre de un bebe, trabaja en el Coto sucursal Botánico y calló al vacío luego de que fallara un montacargas. Sus compañeros denunciaron que habían advertido que el montacargas no funcionaba correctamente. Aún así, las obligaciones laborales impuestas por la patronal obligaron a Matías a utilizarlo.

Hoy Lunes se encuentra en coma luchando por su vida. Por las redes sociales su familia denunció que Coto sólo se acercó para ver cómo querían velarlo cuando Matías aun sigue con vida y que hoy abrió sus puertas como si nada.

Nuevamente, los ritmos de trabajo y las malas condiciones impuestas por patronales -nacionales o internacionales, grandes o chicas- son responsables de que trabajadores y trabajadoras tengamos que poner en juego nuestra vida. Es la lógica de la ganancia capitalista la que nos pone en riesgo cada día, todos los días, en todo el mundo. La pelea por las condiciones de trabajo es de primer orden; y por eso también debemos rechazar la reforma laboral, pues la situación de la clase no mejorará más bien lo contrario.

Pero también es central que vayamos construyendo otro horizonte de sociedad en la que trabajemos para vivir y no, como ocurre con el capitalismo, vivamos para trabajar (y nos rompamos haciéndolo).

Por Facundo Anarres.

 

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Exclusivos web, General, Sindicales

Victoria y reincorporación en Gabutti S.A.

Desde la Federación de Trabajadores del Complejo Industrial Oleaginoso, Desmotadores de Algodón y Afines de la República Argentina queremos comunicar que luego de ocho meses desde su despido por persecución antisindical, en el día de hoy se reinstaló en su puesto de trabajo a la compañera Jaquelina Chacon en la empresa Gabutti S.A. ubicada en la localidad de Palmira, provincia de Mendoza.

gabutti_24nov17

La patronal de Gabutti S.A. tuvo que resignarse y abandonar su terca oposición a la justa reincorporación de la compañera, que se cumplió por orden judicial de la Cámara Primera lograda por la firme postura de la organización gremial de defender el puesto de trabajo sin resignar ninguno de sus derechos como trabajadora.

A partir de hoy Jaquelina se encuentra cumpliendo con sus tareas normales y habituales y en los próximos días la empresa deberá abonarle todos los salarios que no percibió desde su injusto y discriminatorio despido.

Se trata de un logro que renueva la confianza de todos los compañeros de la región para seguir la lucha adelante en un ámbito tan difícil y hostil como es el de las empresas de la cámara del aceite de oliva, que continúan intentando incumplir de forma sistemática e ilegal con el Convenio Colectivo de Trabajo Aceitero Nº 420/05.

Para todos ellos, el saludo fraternal de las compañeras y compañeros aceiteros y desmotadores del país.

Comisión Directiva

Federación de Trabajadores del Complejo Industrial Oleaginoso, Desmotadores de Algodón y Afines de la República Argentina

Levantado de prensa F.T.C.I.O.D y A.R.A.

Deja un comentario

Archivado bajo Exclusivos web, Sindicales

Reforma laboral: el análisis crítico de la Asociación de Abogados Laboralistas

Difundimos el material editado por la AAL analizando el proyecto de reforma laboral impulsado por el gobierno.

AAL

Descarar PDF desde acá: “Una_reforma_regresiva_e_inconstitucional” -_AAL

Deja un comentario

Archivado bajo Exclusivos web, General, Históricas, Sindicales

Crítica situación en el tren Roca: Lo despidieron y se suicidó

Un trabajador ferroviario que fue despedido se suicidó.

bbx_437307619_Tren-Roca

Matías Díaz, un obrero ferroviario del Roca se quitó la vida esta mañana en su casa.
Matías fue despedido hace tres meses, había tenido un accidente grave y debería operarse nuevamente.
Cuando muere un compañero, alguien cercano que compartió horas y años de labor diaria el sentimiento de perplejidad se nos adueña. Pero cuando la muerte es por suicidio, un suicidio forzado por políticas de ajuste, de la búsqueda permanente de ganancia, ganancias a costa de las personas, sus familias sin importarles un carajo, el sentimiento ya no es perplejidad. Nos invadimos de bronca, angustia y más bronca. ¿Cuánto vale una vida humana? ¿Qué importancia tiene? ¿Por qué siempre los muertos, los lisiados, los rotos somos nosotros?
Victima de políticas de ajustes en el sector ferroviario y presumiblemente angustiado por la situación que estaba atravesando no encontró otra salida que el suicidio. La noticia golpeó duramente a sus compañeros que también atraviesan un extenso debate en contra de esas políticas de ajuste que, justamente, tienen a los trabajadores accidentados como principal objetivo a eliminar del “gasto” empresario.
Las políticas de ajuste a los servicios públicos tienen nombre y apellido, los primeros en la lista son los favoritos de los encargados, muchas veces marcados por ellos, aquellos compañeros con un historial médico y de ART, “los faltadores” como les gusta decir tratando de extender en nuestra conciencia la podredumbre de sus decisiones buscando que las justifiquemos. Lo que nunca dicen es que esos “faltadores” los rotos, deslomados por los malos esfuerzos, con lesiones que quedan de por vida arruinando nuestra calidad de vida; esos rotos se rompieron trabajando.
Cerca de 8.000 compañeros hacen posible el funcionamiento del ferrocarril, y hoy deben enfrentar una nueva batalla.
El 16 de este mes despiden a 2 compañeros de limpieza, estos se suman a las decenas y decenas de compañeros de hace tres meses. Es un desangrar de compañeros constante. Despidos completamente injustificados “sin motivo ni causa” como reza en los telegramas enviados por la empresa.
Hoy nomás, viernes 17 de noviembre, 5 compañeros fueron despedidos, y otra vez el mismo perfil, compañeros que la empresa y los encargados no quieren, marcados por contestatarios, por quejones, o por padecer una enfermedad, un accidente. Sin contemplación.
120 trabajadores ferroviarios reaccionaron frente a estos injustos despidos como debe reaccionarse. Reunidos en Asamblea de base resolvieron elevar a la Mesa de Reclamos sindicales que el gremio “baje a dar una respuesta”; “pedir la reincorporación inmediata de los despedidos” y “no aceptar ni un despido más”.
Al término de la Asamblea, con los ánimos completamente alterados la noticia del suicidio de Martín fue una bomba de descontento que le sumó dolor.
No hubo respuesta. Desde la Mesa de Reclamos sindical avisaron que no van a bajar, el delegado que ingenuamente fue a solicitar al gremio que baje volvió llorando, completamente demacrado y pidiendo disculpas.
Parece que este es el sello de estos días: la falta de respuesta, el desaire de las direcciones sindicales. Pero como toda actividad social no acepta vacíos, la falta de respuesta es una oportunidad para buscarlas socialmente, entre compañeros, entre iguales. Será.

Por Gustavo Galeano de “La Voz Del Obrero” – 17 de noviembre de 2017.

Deja un comentario

Archivado bajo General, Sindicales, Transporte