Archivo de la etiqueta: Docentes

Represión a docentes y estatales en Mendoza

Difundimos la gacetilla del SUTE.

Rodolfo Suárez reprimer y detiene a decenas de municipales

Están detenidos Sebastián Henríquez y Pablo Massutti (SUTE) y Roberto Macho (ATE), entre otros dirigentes gremiales

Hace instantes la policía de la provincia desplegó un enorme operativo sobre los municipales que desde hace días acampan en Kilómetro Cero, a pesar de la lluvia y el frío.

Fueron rodeados, golpeados, detenidos y llevados a las comisarías 3ra y 4ta. En medio de la tensión, un compañero se descompensó y tuvo que ser asistido.

Repudiamos la represión del gobierno frente al legítimo reclamo de salarios dignos y apertura de paritarias.

Los palos y los procesamientos ni pueden ser nunca la respuesta a las necesidades de los/as trabajadores.

Llamamos a todas las organizaciones a acercarse a las comisarías 3ra y 4ta para exigir la inmediata liberación de todos/as.

SECRETARIADO EJECUTIVO SUTE

Deja un comentario

Archivado bajo Exclusivos web, Gacetillas de Prensa

Pese a la movilización, se aprueba en Entre Ríos la Ley del ajuste

El pasado miércoles 1° de julio, en el marco de importantes movilizaciones de docentes, estatales, municipales, judiciales, organizaciones sociales y partidos políticos de izquierda a la Casa de Gobierno, se aprobó la ley propuesta por el gobernador Gustavo Bordet (PJ). En ella se plantea la emergencia económica provincial, habilitando a subas impositivas, de aportes previsionales y techo paritario.

parana 01

En el marco de la crisis social y sanitaria, el gobierno de Entre Ríos, logró la suficiente cantidad de votos para aprobar esta ley que busca dar respiro a las arcas provinciales y generar ingresos (de los bolsillos trabajadores activos y pasivos). Es bajo el eufemismo de “solidaridad” que desde el oficialismo se buscó darle legitimidad a esta propuesta, en sintonía con el gobierno nacional que recién asumido había utilizado el mismo término para maquillar una devaluación de la moneda. Sin embargo los gremios docentes, Ate y judiciales venían denunciando este planteo por tratarse de un ajuste (no tan) encubierto. La magnitud del ajuste llevó a las conducciones sindicales que venían sosteniendo a este gobierno a salir a la calle, junto a sectores antiburocráticos y clasistas que, si bien expresan posiciones muy minoritarias por ahora, ya venían sosteniendo una agenda de lucha con independiencia de las conducciones y dirigencias burocráticas.

Como viene ocurriendo en otras regiones del país, la forma de gestionar la crisis por parte de los gobiernos provinciales -oficialistas y opositores al gobierno nacional- es vía ajuste. La crisis sanitaria desatada con la pandemia de coronavirus no hace más que darle mayor profundidad a una crisis económica que es preexistente. Pero también, como ocurre con el gobernador Bordet, se utiliza como aliciente para decir “hace falta que todos pongamos el hombro”. Ese “poner el hombro” para el pueblo trabajador se transforma en un ataque al salario y en ver empeoradas las condiciones de trabajo, dicho sin eufemismos, en ajuste. Por supuesto que nada se dice sobre avanzar en impuestos a las grandes fortunas ni tocar las enormes ganancias que obtiene el sector agroexportador. En las malas, el hombro tendrían que ponerlo todos pese a tener espaldas con gran diferencia de talla; en las buenas, las ganancias quedan en las mismas pocas manos de siempre.

parana 02

Consultado por El Roble, Alejo Mayor -docente de escuela media que participó de las movilizaciones- nos decía “pese al golpe recibido en el día de hoy, los trabajadores y trabajadoras de los distintos sectores tenemos que seguir coordinado los reclamos. Se han tomado medidas de fuerza “virtuales” que no son suficientes. En la medida de lo posible, manteniendo el distanciamiento social y con las medidas adecuadas, hay que estar en la calle porque es la forma de hacernos sentir. La bronca no desaparece, al contrario. Hay que seguir apostando a la movilización y a la lucha para defender lo nuestro y enfrentar lo que se viene. Hoy no termina nada, la pelea sigue, recién está comenzando”.

Por Facundo Anarres.

Deja un comentario

Archivado bajo Exclusivos web, Sindicales

Tigre: el sindicato docente denuncia que al menos 3.000 estudiantes no reciben alimentos

Difundimos la declaración del SUTEBA Tigre.

3.000 estudiantes sin alimentos.
Emergencia Alimentaria en el Distrito.

EL CONSEJO ESCOLAR DE TIGRE PAGA MÁS CARO POR ALIMENTOS DE PEOR CALIDAD Y ENVÍA CANASTAS INCOMPLETAS.

Desde el mes de abril, la provincia de Buenos Aires reemplazó el comedor escolar por la entrega quincenal de bolsones. A pesar de los recurrentes pedidos de las escuelas para que aumenten la cantidad de bolsones, lo que envía el Consejo Escolar no es suficiente, por lo que en muchos casos se entregan 1 por familia, reduciendo la cantidad de alimentos que debería llegar a cada estudiante, en otros casos directamente no tienen, como ocurre con los 3.000 estudiantes sin alimentos que relevamos junto a las escuelas.

Los alimentos no alcanzan y tampoco cumplen con lo que estableció la provincia. Salvo alguna excepción, en los bolsones que se reparten en el distrito de Tigre no hay yerba ni azúcar, y durante mayo una buena parte tampoco recibió huevos “porque no se conseguían” según las palabras del Consejo Escolar. En general entregan alimentos de calidad dudosa, que no contemplan las necesidades nutricionales para una persona, no tienen alimentos frescos ni productos de limpieza.

Tomando una de las entregas y comparando los productos con precios de supermercado minorista por $ 480 compramos los mismos productos, en supermercados, que son empresas que tienen ganancias y estructuras de costos igual que cualquier proveedor. Incluso si tomamos como referencia los Precios Cuidados, se puede armar una canasta más completa aunque no suficiente por $ 627,47.

El Consejo Escolar de Tigre y el Ministerio de Desarrollo no sólo dejan sin alimentos a 3.000 estudiantes, para quienes anunciaron que no aumentarán los cupos, sino que también por negligencia, desidia u otro motivo está permitiendo que los privados lucren con el hambre de lxs pibxs. De hecho, las fuerzas políticas que integran el Consejo Escolar, Frente de Todes y Cambiemos, se negaron a acompañar la declaración de Emergencia Alimentaria en el distrito de Tigre.

Si bien las escuelas y el Servicio Alimentario Escolar pertenecen a la provincia de Buenos Aires, lxs 3.000 que hoy necesitan alimentos son habitantes del distrito de Tigre, y, a pesar de los numerosos pedidos, el Municipio tampoco entregó alimentos.

La situación desesperante llevó a que en varias escuelas se organicen colectas de alimentos, y la denuncia pública de lxs docentes trajo cuestionamientos de parte de las autoridades.

Seguimos sosteniendo que con hambre no hay cuarentena. Urge que los distintos niveles de gobierno pongan los fondos necesarios. El impuesto a las grandes fortunas y el no pago de la deuda externa generarían los fondos necesarios las necesidades del pueblo.

Exigimos el aumento de cupos y que los bolsones lleguen a todas las familias que lo necesiten, también que aumenten los montos destinados, incluyendo alimentos frescos y elementos de limpieza.
Basta de lucrar con el hambre de la gente.

https://m.facebook.com/story.php?story_fbid=1598448890316246&id=477348259092987

Suteba Tigre, 02/06/20

Deja un comentario

Archivado bajo Educación, Exclusivos web

Conflicto docente en Entre Ríos

El pasado martes 26 se realizó en la cuidad de Paraná, Entre Ríos, una jornada de protesta frente a la Casa de Gobierno provincial.
Es la primera acción realizada en esta ciudad por trabajadorxs de la educación en el marco del Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio (ASPO). Fue organizada por varias agrupaciones de izquierda del gremio AGMER y también por docentes autoconvocadxs.
Desde El Roble charlamos con Alejo Mayor, docente de Paraná, sobre el conflicto en la provincia y algunas problemáticas que atraviesa la educación en el marco de la pandemia y el ASPO.


El Roble: ¿Cómo se inicia el conflicto docente en Paraná?

Alejo Mayor: El conflicto docente en toda la provincia de Entre Ríos, del mismo modo que el de lxs trabajadorxs de la educación de todo el país, es un conflicto crónico que se reitera año a año en condiciones de inflación: sistemáticamente antes del inicio de cada ciclo lectivo, lxs docentes nos vemos ante la situación de tener que iniciar las clases con un salario cada vez más empobrecido y con una escuela pública en peores condiciones de infraestructura. Con el recambio de gobierno, muchxs colegas se entusiasmaron con el retorno de la mal llamada “paritaria nacional docente” (digo mal llamada, porque en definitiva las paritarias docentes se definen en cada provincia, con situaciones bastante disimiles entre las regiones). Sin embargo, en nuestra provincia el gobierno “bicicleteó” la discusión salarial para luego del inicio de las clases, por lo que, al igual que en gran parte del país, las clases no comenzaron y desde el colectivo docente sostuvimos un paro de 72 hs. además de adherir y convocar al paro internacional de mujeres el 9/3 (que fue una movilización histórica en Paraná, ante la indignación por el femicidio de Fátima Acevedo). Hubo movilización al Consejo General de Educación en Paraná el 2/3 y una Marcha provincial el 4/3, amen de acciones en los distintos departamentos. La respuesta del gobierno fue la de ofertar un 0% de aumento: una falta de respeto. Es así como, sin oferta de recomposición salarial de parte del gobierno y en pleno plan de lucha, con asambleas y paros, nos encontró esta situación excepcional e inesperada de la pandemia del COVID-19. Toda medida de fuerza y acción se suspendieron, lo mismo que la discusión salarial, pero nuestros problemas no solo no se solucionaron, sino que aumentaron y se intensificaron.
De golpe y porrazo lxs docentes nos encontramos en una nueva situación, trabajando desde nuestras casas, muchas veces sin recursos ni formación específica en el uso y manejo de plataformas virtuales, convertidos en una suerte de empleado full time, lo que implica una gran complicación de nuestra organización familiar, una sobrecarga laboral y un empobrecimiento extra del salario porque la infraestructura y los recursos los ponemos nosotrxs desde nuestros bolsillos (desde la internet, los dispositivos, hasta el mobiliario). Esto aumenta las desigualdades pre existentes y a la vez acarrea problemas de salud extra para les docentes (desde el stress hasta problemas de vista derivados de la alta exposición a pantallas o no contar con una iluminación adecuada en nuestros hogares, problemas de postura, etc.) Por eso se exige además una regulación de este trabajo que esta funcionando como si fuese trabajo a destajo.
Todas estas cuestiones las venimos discutiendo con varixs compañerxs, con las grandes dificultades que nos impone el contexto, y hemos acordado en la necesidad de romper con la desmovilización y volver a poner estas discusiones sobre el tapete. Eso fue lo que alentó la jornada de lucha del pasado martes.


ER: ¿cuáles son las principales demandas?

AM: Las principales demandas son las de urgente reapertura de las paritarias y el de regulación del trabajo virtual. Cuando pedimos una regulación no estamos pidiendo una reforma de la Ley de Educación Nacional que cristalicé la flexibilización de nuestro trabajo en contextos de virtualidad, sino lo contrario: partimos de la defensa de la presencialidad como acto pedagógico irremplazable. A su vez, si una situación de excepcionalidad como esta nos impone estas condiciones de cursada, exigimos igualdad de acceso a la tecnología para todos los estudiantes y docentes. Caso contrario, la brecha y la desigualdad educativa se sigue ensanchando.
También se exige un bono extra, la correcta liquidación de los salarios y la continuidad laboral de aquellos compañeros que se quedaron sin horas, así como la designación en los espacios vacantes ya que la interrupción de los concursos complicó enormemente a la enorme masa de trabajadores que viven de las suplencias.


ER: ¿Qué posición tuve el sindicato frente a esto?

AM: En general, las dirigencias sindicales no solo docentes sino de todo el arco trabajador, han mantenido un gran silencio sobre estos temas, así como han aplazado indefinidamente la discusión sobre lo salarial. Hoy lxs docentes entrerrianxs tenemos salarios de hambre, y somos cada vez más los que consideramos que la situación no da para más. La conducción del AGMER se mantiene fiel a gobierno actual desde antes de la irrupción de la pandemia, por eso considero que les ha venido bárbaro esta situación para planchar todo tipo de discusión sobre salarios e infraestructura con su gobierno, así como otras cuestiones como las del pago de la deuda o el impuesto a las grandes fortunas. Hay que romper con esta inercia, y cuando se la pirámide se mueve por abajo, por arriba es más difícil mantener el equilibrio…


ER: ¿Cuál fue la respuesta desde la base?

AM: La mayoría de los trabajadorxs de la educación se encuentra en estos momentos con una sobrecarga laboral, poniéndose al hombro las falencias y ausencias del Estado como tantas otras veces, muchas veces tamizadas con ese viejo berretín de la “vocación docente”, que pareciese ser una suerte voluntad cuasi instintiva de realizar tareas para las cuales uno no esta cualificado ni formado específicamente de manera gratuita (desde cortar pasto, pintar escuelas, dar de comer a los estudiantes hasta ser sostén emocional), por el solo hecho de ser docentes y sostener las escuelas públicas. Nunca será suficiente la admiración y reconocimiento por esos docentes que hacen todo lo que este a su alcance y más para garantizar el derecho a la educación pública y gratuita. Pero considero que no debe ser dicha “vocación” el enduído que tapa los baches que el Estado debería atender, porque redunda en degradación de la educación que estamos brindando. La desmovilización y la inercia que muchas conducciones gremiales han atizado, sumados al comprensible temor por la salud en está situación es muy fuerte, por eso es difícil para la mayoría de los compañeros ver la posibilidad de retomar la lucha en la calle. Sin embargo, atendiendo todas las medidas sanitarias y de distanciamiento social recomendadas por los profesionales y trabajadores de la salud, en aquellos lugares donde no existe circulación del virus, consideramos que es hora de ir replanteándonos como continuar la lucha.


ER: ¿Qué perspectiva le ves al conflicto?

AM: De a poco la cosa empieza a moverse. Hicimos una primera acción frente a casa de gobierno con compañeros docentes de varias agrupaciones y también autoconvocadxs. También se movilizaron los acompañantes terapéuticos que fueron cesanteados por la obra social de la provincia. Los trabajadorxs de la salud también realizaron una acción en el Hospital San Martín. A medida que se agrava la situación y se hace más difícil llegar a fin de mes, cada vez será más difícil hacer como si nada estuviera pasando. Estamos llegando a la mitad de año, con más de diez puntos de inflación, y los docentes entrerrianos no hemos tenido la más mínima recomposición. Ni siquiera una propuesta. Creo que es fundamental organizarnos por la base para, así como los empresarios, gobernantes y todos los de arriba encontraron nuevas formas de explotación y de mantener sus ganancias, los de abajo debemos hacer lo mismo y encontrar nuevas formas de hacer sentir nuestros reclamos en este contexto. La solidaridad con otros sectores de trajadorxs, tanto del Estado como del ámbito privado, será fundamental para hacer sentir nuestros reclamos y volver a ganar la calle por nuestros derechos.

Por corresponsal para El Roble.

Deja un comentario

Archivado bajo Educación, Entrevistas, Exclusivos web, Sindicales